lunes, 16 de noviembre de 2015

¡DÍA INTERNACIONAL PARA LA TOLERANCIA!

Resultado de imagen para IMAGENES DIA INTERNACIONAL PARA LA TOLERANCIA


La Tolerancia es un tema de mucha reflexión en estos tiempos difíciles en todos los sentidos. Vivimos en un mundo casi ¡intolerante! ¡cruel! y muy ¡belicoso! Casi nada de los estandares del pasado se cumple en lo referente a la sana y buena convivencia entre los unos y los otros.

Los peces grandes se comen a los pequeños, la vida se torna violenta y hostil en la mayoría de los casos. La educación integral y la educación teológica -en nuestro caso- debe tener una hoja de ruta en las relaciones personales e interpersonales.

La falta de tolerancia debe ser examinada en el hogar, la sociedad, la religión, la cultura y aun en los ámbitos poticos, sociales, gremiales y de cualquier índole. La tolerancia es una fase de la educación para el buen vivir.  

"En el Día Internacional para la Tolerancia, reconozcamos el creciente peligro que representan quienes procuran dividir, y comprometámonos a forjar un camino marcado por el diálogo, la cohesión social y el entendimiento mutuo". Comunicó el Secretario de las Naciones Unidas Bam ki-moon.

La tolerancia es el cimiento firme de la paz y la reconciliación y nunca ha tenido tanta importancia como en esta época, en la que vivimos cambios vertiginosos. Así lo resalta el Secretario General (ONU) en su mensaje de este año y llama a todos a fomentarla, promoviendo la comprensión y respeto entre todas las culturas, desde los parlamentos a los patios de recreo en las escuelas.

La tolerancia es algo que debe aprenderse desde la infancia y que tienen que amparar los Estados, lo que contribuiría a un mundo más justo, sin violencia y sin discriminación.

La Declaración de Principios sobre la Tolerancia, que adoptaron los países miembros de la UNESCO el 16 de Noviembre de 1995, resalta esos aspectos y afirma, que la tolerancia reconoce los derechos humanos universales y la diversidad de los pueblos.

Un año después, la Asamblea General invitó a los Estados Miembros a que cada año, en esa misma fecha, se observara el Día Internacional para la Tolerancia con actividades tanto a los centros de enseñanza como al público en general (resolución 51/95).

El Documento Final de la Cumbre Mundial 2005 (A/RES/60/1), los Jefes de Estados y de Gobierno reafirman su compromiso de fomentar el bienestar, la libertad y el progreso de los seres humanos en todas partes, así como alentar la tolerancia, el respeto, el diálogo y la cooperación entre diferentes culturas, civilizaciones y pueblos.

La tolerancia, parece ser esa sensación incómoda de que el otro podría tener la razón. Es la base de una buena vecindad, de unión de los unos y de los otros. Es saber que estamos acompañados y que todos tenemos los mismos derechos y deberes. Es entender que si remamos todos en un mismo sentido, el barco no se iria a pique. La tolerancia es una llave que abre todo lo bueno, lo honesto, lo amable y cierra  todo lo malo, desagradable e incómodo. Es saber que donde terminan nuestros derechos, comienza el de los otros.

La tolerancia no significa ¡quitate tú, para ponerme yo! Eso no es tolerancia, eso es una imposición. Es dejarse maltratar, no, eso no es tolerancia es anarquía. No creamos que la tolerancia es no defender para nada los derechos y deberes que generan el bien común, eso es fomentar la injusticia. Tolerar es saber decir basta sin violencia, ni rebanchismos, es saber que la conciencia mutua y el amor incondicional como hermanos y hermanas son la salud de un mundo violento, lleno de odio por las luchas de clases que alejan la paz duradera, esa convicción de la paz interior que proviene desde dentro e irrumpe hacia fuera con libertad. 

Todos los estremismos, fanatismos, terrorismos, guerras y un sinfín de cosas quedarían sin efecto alguno con la llave de la tolerancia. Cuando entendamos que hay otras formas de ver las cosas, entenderemos el significado de la palabra tolerancia.

En esto pensad.


JAIRO OBREGÓN

   16/11/2015

Maracaibo, Venezuela.


www.un.org/es/events/toleranceday/

No hay comentarios.:

Publicar un comentario